Medio Ambiente

Medio Ambiente reabre la playa de Horcas Coloradas

  • Los técnicos han realizado “un exhaustivo examen” para comprobar que no hay más escorpiones


La playa de Horcas Coloradas ya está abierta de nuevo al público. Ayer tuvo que izarse la bandera negra tras detectarse tres escorpiones, lo que motivó que la Consejería de Coordinación y Medio Ambiente iniciara un inspección exhaustiva para permitir un uso seguro a los bañistas. Hoy se ha terminado este proceso de limpieza y desde mediodía está a disposición de los ciudadanos.

“Ya hemos izado bandera verde en la playa de Horcas Colorada una vez efectuada la revisión de todas las playas y una serie de actuaciones de revisión, de limpieza, sobre todo de esas piedras más grandes que hemos quitado. Son los sitios donde estos escorpiones pueden encontrar un hábitat más habitual”, ha manifestado el consejero Manuel Ángel Quevedo.

El responsable de Medio Ambiente también ha recordado cómo se generó el incidente y las medidas que se tomaron de inmediato. “No ha habido más que los tres escorpiones que encontramos ayer y que prácticamente estaban en el extremo de la arena, estaban en la unión de la arena con las escaleras que llevan a la zona hormigonada. Es una zona que tiene alguna grieta de la propia unión y no estaban en la playa en sí, pero estaban en el límite. Volvieron de forma natural al monte trasero y la intención en los próximos días es seguir haciendo una labor de inspección de la zona. Pero ya digo que una vez eliminadas aquellas piedras más grandes, que es de una forma donde pueden esconderse debajo, porque son animales nocturnos, normalmente de día no salen, pues parece que no puede haber ningún problema ni repetirse esta situación”, ha detallado.

También ha querido justificar el hecho de clausurar la playa: “Si ayer cerramos la playa fue más por una labor de precaución que de otra cosa, porque se podían haber trasladado esos tres ejemplares y haber seguido en uso para los bañistas, pero preferimos cerrar, hacer una labor de inspección más intensa”.

El problema está eliminado, aunque los controles seguirán en días sucesivos, a pesar de que ahora mismo existe la certeza de que no hay más escorpiones. “Los servicios de limpieza han revisado toda la playa y estamos seguros de que no existe ningún otro ejemplar, que no son venenosas en absoluto, pero es verdad que su picadura es molesta como puede ser la de la avispa o alguna otra especie”, ha concluido Quevedo. 


- AUDIO DE MANUEL ÁNGEL QUEVEDO.mp3