Medio Ambiente

Quevedo anuncia un protocolo de actuación para controlar la población de gaviotas

  • El objetivo es reducir el número de animales de esta especia, peligrosa para la seguridad aérea, y que se trasladen a un hábitat más apropiado como los acantilados


El consejero de Medio Ambiente, Manuel Ángel Quevedo, ha anunciado la puesta en marcha de un protocolo de actuación para controlar la población de gaviotas patiamarillas en la ciudad autónoma. El responsable de esta materia apunta que esta especie supone un riesgo para la seguridad aérea y que incluso puede llegar a atacar a las personas.

Por ello, anuncia este protocolo para reducir el número de gaviotas al adecuado para Melilla y que éstas se trasladen a un hábitat más propio como son los acantilados de la ciudad. Para ello, indica que se procederá a la retirada de los nidos para evitar que estos animales aniden en las proximidades del aeropuerto o del parque forestal.